Nov 7, 2006
PeiT

El misterio de las Pioneer


Las placas de las Pioneer

Las placas de las Pioneer fueron muy criticadas apenas creadas: se las tildó de antropocéntricas (aunque lo contrario era imposible) y de transportar un mensaje incomprensible. Se entregaron copias a muchos científicos de primer nivel —que no sabían qué mensaje contenían— y la inmensa mayoría de ellos fue incapaz de decodificarlas por completo. Y téngase en cuenta ¡que se trataba de científicos humanos! Por lo tanto, se sospecha que para una inteligencia extraterrestre que no sabe nada de nosotros, la tarea será aún más difícil, al extremo de que es posible que la traducción del mensaje les lleve años o siglos.

Hay una crítica aún más profunda, a la que el autor de este artículo suscribe totalmente…

___
Vía: axxon.com.ar

Es completamente suicida indicar con tanta claridad la ubicación del planeta de origen del artefacto. Como he argumentado en más de una oportunidad, especialmente en la Lista Axxón, una civilización tecnológica capaz de viajar al espacio a recoger una sonda ajena necesariamente tiene que conocer la energía química y nuclear, que en ambos casos tienen un obvio uso militar (mucho más obvio que su uso científico).

El secreto mejor guardado por cualquier especie viajera que vague por la galaxia tiene que ser, por supuesto, la localización de su planeta madre. Sagan no lo hizo así, lamentablemente. Y a pesar de que las probabilidades de que las sondas sean encontradas son infinitesimalmente escasas, nos ha puesto en peligro a todos a causa de este error. ¿Qué hay si una civilización extraña nos ataca luego de haber averiguado dónde estamos gracias a la información de las placas?

Sagan se rió de esta hipótesis, afirmando que es casi imposible que las sondas sean descubiertas por un extraterrestre mientras el ser humano exista. En ese caso, con todo el respeto que nos merece la memoria del enorme, genial científico que fue el doctor Sagan, su propio argumento demuestra la futilidad de haber enviado las placas, en primer lugar.

Una tercera línea de crítica contra las placas es tan ridícula que causa risa y pena: se trata de los fanáticos morales-religiosos que se quejaron agriamente de que el hombre y la mujer hubiesen sido dibujados desnudos. ¿Qué pretendían? ¿Vestirlos? Si así se hubiera hecho, el potencial descubridor de las placas no tendría modo de saber dónde terminaba la parte orgánica y dónde comenzaba la ropa… El Los Angeles Times recibió muchas cartas quejándose de que la NASA gastaba el dinero de los contribuyentes para enviar «pornografía» al espacio. Tendamos un manto de piedad sobre esta desviación mental de ciertos lectores del LA Times…

Como sea, es casi seguro de que ningún extraterrestre tendrá oportunidad de «escandalizarse» con las excitantes imágenes de las Pioneer. Según el propio Sagan, el tiempo promedio que las sondas tardarán en ponerse al alcance de una civilización tecnológica es mayor que la edad actual de la galaxia (unos 13.600 millones de años).

Lo que sí es seguro es que las Pioneer y sus plaquetas serán increíblemente longevas: seguirán viajando cuando el Sol se haya apagado.

Sin embargo, las Pioneer no dejan de asombrarnos, incluso a la distancia a que se encuentran hoy.

Lo que sucede es simple pero abismal y sorprendente: sencillamente, ni la Pioneer 10 ni la Pioneer 11 están en los sitios en que deberían. No es que nadie las haya empujado o movido, sino que están cambiando su velocidad de un modo completamente anómalo. Hace unos meses se creía que estaban acelerando; ahora se ha demostrado que en realidad están frenando.

«Es uno de los más intrigantes misterios de la física», afirma el doctor Alexander Hellmans, divulgador físico de la Universidad de Nápoles.

Leer artículo original al completo.

Deja un comentario

¿Que es Recorcholis.net?

recórcholis.net es un entretenimiento donde publico las cosas curiosas, divertidas, entretenidas o interesantes que me encuentro a diario naufragando por Internet.

Comentarios Recientes